Colecciones manfut.org ++++++++ Bienvenidos.. Nicaragua en cada lugar... Algo Especial..++++++++ Indice de Masaya Nicaragua

MUNICIPIOS DE MASAYA 
PARROQUIA DE LA ASUNCION DE MASAYA NICARAGUA



DIRECTORIO DE ARTESANOS .. ARTESANOS 1 ARTESANOS 2 ARTESANOS 3 ARTESANOS 4
Colecciones Nika-CyberMunicipio 

TOUR
COLONIAL
NICARAGUA
  Parroquia de Masaya

Basílica de Nuestra Señora de la Asunción
"Ruinas del Mercado Viejo"

Fortaleza de «El Coyotepe» 

Los Coches de Masaya 

Parque Nacional Volcán Masaya 

Casona- Casa Cural de Masaya

  Hace 250 años, la   parroquia, hoy Basílica de   Nuestra Señora de la Asunción y Patrimonio  Nacional, fue construida de este a oeste de una  forma antisísmica, con material más consistente,  cal y canto, en el corazón  de la muy leal y noble Villa San Fernando, hoy ciudad de Masaya. En 1883, 117 años después, fue  reconstruida y desde entonces se mantiene firme y altiva, pese que el terremoto de julio desplomó una  virgen y un ángel.
   En el año de 1883 le construyeron la casa curial ubicada en la parte posterior  del templo, sector que actualmente es restaurado por especialistas de la  Escuela-Taller que promueve la Cooperación Española en la antigua estación  del ferrocarril que data de 1912.

 


TEMPLO PARROQUIAL DE LA ASUNCION 

En 1700 fué visitado por el Obispo Morel de Santa Cruz. Este Templo Colonial está consagrado a la Virgen de la Asunción.

Su reconstrucción data del año 1830, pues según Decreto Legislativo emitido el 20 de Mayo de ese mismo año, se le concedió a la Ciudad de Masaya (representada por su Municipalidad) el privilegio de usar por varios años los diezmos católicos, para la terminación de esos trabajos.

Constituye con sus reliquias, un monumento de la fe ancestral del pueblo Masayés. 
Su arquitectura es sólida y de muy buena estampa, con cúpula, capillas y ornamentaciones barrocas.
Se terminó su reconstrucción en 1833. Entre sus carac tenísticas: Fachada barroca, decorada con estípites y adornados con pilastras serlianas: (Ver foto No. 9); torre herreriana bastante robusta. Cabecera plana, barroca, capilla seudogótica de madera, añadida en el Siglo XIX.   Posee pequeña imagen barroca del Niño de Atoche.

Este templo es mas antiguo que la Catedral de León. El reloj de la torre fue construido en 1859.

  "Entre sus características: tiene una fachada barroca decorada con estípites y adornada con pilastras serlianas"...

Con cúpula, capillas y ornamentaciones barrocas y renacentistas. cúpula de evidente estilo Renacentista en La Parroquia de la Asunción.

  Impresionante perspectiva interna del coro al altar en la Parroquia de la Asunción.
 Detalles Internos Capitel y detalle de balaustrada tallada en madera, sirviendo como marco al espacio interno del coro

PARROQUIA DE LA ASUNCION 
Capitel tallado en madera con decoraciones barrocas.

COMUNIDAD INDIGENA DE MONIMBO, MASAYA.

ALCALDE DE VARA    breve historia de Monimbó    Costumbres de Monimbó      MASAYA     VOLCAN MASAYA 
DIRECTORIO DE ARTESANOS DE MONIMBO  1 2 3 4
SAN JERONIMO
     Viernes 18 de Agosto de 2000 |  EDWIN SOMARRIBA— El Nuevo Diario
             Parroquia de Masaya data de la Colonia y es de estilo barroco
                 Reconstruyen joya arquitectónica
                 * Expertos de Escuela-Taller restauran sus heridas
                 * Virgen de La Asunción es una imagen bicentenaria

                La Basílica fue construida con mucho esmero y esfuerzo al inicio de la colonia.
                 Era de tierra con techo de paja y una sola nave, y en 1750 la mejoran con
                 material selecto, pero algunos historiadores sostienen que utilizaron en esa
                 época material volcánico del Santiago que se mantiene activo desde tiempos
                 inmemoriales.

                 Constructores de aquella época concluyeron la Capilla del Santísimo, con un
                 estilo totalmente diferente al de las iglesias existentes, e intentaron revestir las
                 paredes originales con mampostería, imprimiéndole detalles neoclásicos, lo cual
                 no se consumó, quedando bien marcados ambos estilos como testigo de la
                 evolución del templo en las paredes de Nuestra Señora de la Asunción.

                 El arquitecto Mario Rodríguez, director de la Escuela-Taller de la Cooperación
                 Española, explicó a EL NUEVO DIARIO que a través del tiempo el templo
                 perdió algunos detalles, esencialmente en los accesos laterales que coronaba
                 una decoración barroca.

                 Anteriormente estuvo por más de 250 años la imagen de la Virgen de la
                 Asunción y el frontón de la fachada principal coronado con perillas. Presenta
                 elementos barrocos en su concepción original, aunque posteriormente trataron
                 de interponer el estilo neoclásico con la construcción de la capilla del Santísimo.

                 EL ESTILO BARROCO SE NOTA EN LA FACHADA.

                 El estilo barroco es predominante en la fachada. El legendario edificio religioso
                 se destaca mucho por el uso de las tejas y aleros al estilo colonial, pilastras
                 adosadas, basamentos, continuidad de elementos neoclásicos y la profusión de
                 ornamentos con motivos vegetales en el frontispicio de la iglesia, cuyo interior
                 luce capiteles de columnas.

                 Por la necesidad de extender el templo hacia el este fue que se construyó la
                 Casa Cural que incluye El Claustro, y con el tiempo se crearon nuevos espacios
                 como La Sacristía.

                 ES UNA RELIQUIA QUE MERECE RESTAURACION Y
                 CONSERVACION

                 En la zona noroeste de la iglesia se ubica El Baptisterio, en la planta baja de la
                 Torre de tres cuerpos, en cuya parte superior se encuentra El Campanario.
                 Inmediatamente después del Coro están las tres naves, dos laterales y una
                 central, divididas por ocho columnas a cada lado. Estos ambientes son los más
                 importantes de la iglesia.

                 Al fondo se halla el Altar Mayor, a un nivel de piso más elevado que el resto del
                 edificio, y como elementos de delimitación de este ambiente están unas
                 balaustradas circundando el Altar. El cielo falso del Altar Mayor consiste en
                 una Cúpula de madera ubicada debajo del techo a dos aguas.

                 EL COMERCIO, PODER Y LA IGLESIA.

                 Como era costumbre en aquellos tiempos, fue centralizado El Comercio, El
                 Poder y La Iglesia en el punto inicial y foco de desarrollo de la ciudad de
                 Masaya. Es decir, en la plaza central, donde se erigió una primitiva iglesia de
                 nombre Nuestra Señora de La Asunción, y en su alrededor se conformó una
                 gran plaza de forma cuadrada.

                 La plaza está ubicada en la planicie del valle de Masaya, en la unión de dos
                 caminos, el que unía a Jalteva con Nindirí y el que enlazaba a Nindirí con Los
                 Pueblos de Namotivas o vecinos como Niquinohomo, Monimbó, Catarina y
                 Nandasmo.

                 Exactamente donde estos caminos se unían y formaban uno solo que se dirigía
                 hacia Nindirí, fue donde se ubicó La Plaza Central y donde se construyó la
                 iglesia, la cual se fue cerrando por construcciones aledañas que reflejaban el
                 uso de adobe y tapial.

                 Este pequeño núcleo creó otros centros de segundo orden que empezaron a
                 delimitar y formar la ciudad. Luego construyeron cuatro templos en el sentido
                 de los cuatro puntos cardinales. Al norte la iglesia de San Jerónimo, al sur, el
                 templo de Santa María Magdalena en Monimbó, al este San Miguel y al oeste la
                 iglesia de San Juan
 

3 DE OCTUBRE DEL 2002 /  La Prensa

             Restauración de la Asunción casi lista 
 
 

               El cielo raso de la parroquia Asunción fue cambiado
               completamente sustituyendo la madera podrida por la
               caña de castilla, material característico de las
               construcciones coloniales.

              Miguel Flores
                  Los trabajos de restauración de la parroquia la Asunción, en Masaya, culminarán
              en noviembre próximo, mes en que la obra será entregada, después que sufrió
              retrasos por el terremoto del 2000. 

              El arquitecto Mario Rodríguez, director de la Escuela Taller de Masaya, informó
              que 50 alumnos de la escuela, especialistas en albañilería, carpintería y soldadura,
              así como seis instructores y un ingeniero residente, son parte del personal que
              trabaja en la restauración. 

              Refirió que el terremoto destruyó los trabajaos de restauración en su fase inicial,
              por lo que al prolongarse el tiempo se incurrió en mayores gastos. La obra,
              contemplada a un costo de 270 mil dólares, sufrió un aumento de 50 mil dólares,
              para un valor total de 320 mil dólares. 

              Según Rodríguez, el terremoto rajó las paredes y el repello, derrumbó la imagen de
              la virgen que coronaba la fachada. También fue destruido el techo y el piso del
              coro, mientras que la torre resultó con grietas desde el campanario hasta abajo. 

              Especificó que la linterna ubicada en la cúpula de la capilla del Santísimo se
              derrumbó con la imagen de San Gabriel, estructura que no pudo ser restaurada por
              carecer de un escultor; en su lugar colocaron un dómus (tragaluz de vidrio). 

              “Anteriormente el cielo raso era de madera, la cual se pudrió con el tiempo, y fue
              sustituido por caña de castilla, material característico de las construcciones
              coloniales, y tejas de barro; los detalles decorativos en la fachada como:
              medallones, pináculos, guirnaldas e inscripción de la fecha de su construcción se
              logró restaurar”, detalló el arquitecto. 

              VALOR PATRIMONIAL 

              El arquitecto Mario Rodríguez, director de la Escuela Taller, precisó que la
              estructura de la parroquia es puramente colonial. Su sistema de construcción es de
              argamasa de cal y talpuja; piedra basáltica y volcánica. 

              Indicó que tiene la forma típica de una basílica romana, con una fachada de
              influencia renacentista y barroca, arcos de medio punto o romano, torre de una
              sola masa desproporcionada para poder resistir los sismos.  .

27 DE OCTUBRE DEL 2001 /  La Prensa
              Atrasos en restauración de iglesia de Masaya 
  La Iglesia Nuestra Señora de la Asunción, estará restaurada hasta octubre próximo 
 Clarissa Altamirano
    La restauración de la Iglesia Nuestra Señora de la Asunción no estará lista para la  fecha prevista y se prolongará durante diez meses más, debido a una serie de  inconvenientes para culminar las obras, dijo Mario Rodríguez, director de la Escuela Taller de Masaya, encargado de la rehabilitación.   Rodríguez explicó que finalizarán la obra hasta octubre próximo debido a atrasos en las obras preliminares y daños causados en la iglesia durante el terremoto que  afectó a esa ciudad en julio del año pasado.   La restauración se realizaría en un período de tres años, sin embargo, la escuela taller se vio obligada a prolongar la entrega de la obra, indicó.  El sismo causó graves daños a la iglesia. La cúpula de la capilla del Santísimo y la  linterna que corona la misma, donde se encontraba la imagen de un ángel, se desplomaron. “De todo esto no se pudo recuperar nada porque todo se desintegró”, señaló.    La imagen de la Virgen de la Asunción que se encontraba en la fachada principal superior se cayó ocasionando serios daños en la parte de la cubierta del techo, cielo  raso, el entrepiso de coro y el piso de la entrada principal, agregó.   Manifestó que toda la longitud de la torre y las campanas también sufrieron daños,   lo cual atrasa las obras porque el trabajo de restauración debe ser muy minucioso.  La Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción es restaurada con apoyo de la Cooperación Española, el Comité pro Ayuda a la Iglesia, la señora Lila de Bolaños, la  Alcaldía Municipal y la Escuela Taller.  .


San Jeronimo
NACIO COMO PROMESA A SAN JERONIMO

          El Torovenado de doña Carmen Toribio fue fundado hace 55 años, y  nació como una procesión en pago de una promesa de la señora a San Jerónimo, pero al año siguiente lo convirtió en un carnaval.  El Torovenado de doña Carmen fue denominado de "El Malinche", porque sus participantes salían con ramas del árbol de malinche. Esta festividad, que es una de los que sobrevive aún con apoyo popular y de los artesanos  de Masaya, fundamentalmente del populoso barrio Monimbó, sale de la  casa de la familia Toribio todos los años.  Después de morir doña Carmen hace unos años, la tradición y   organización fue heredada a sus hijos René y Róger Toribio y a su nieta Martha Toribio.

              El Torovenado del Pueblo, fundado en 1961 por la Cofradía de Elías e
              Israel Rodríguez, también de Monimbó, es el más grande de todos, pero
              en él han participado carrozas motorizadas pagadas por empresas
              comerciales, lo que lo alejó un poco de las raíces populares, de acuerdo a
              doña Felipita Cermeño, de la Casa de la Cultura.

              SOLO HOMBRES Y ALGUNO QUE OTRO "RARO" PARTICIPAN

              Este año, sin embargo, sólo se permitió la participación de una carroza
              motorizada, en un intento por volver a lo original.

              En estos carnavales, en la práctica, sólo participan hombres, muchos de
              los cuales van hasta los "queques" disfrazados de mujeres, ahuizotes,
              cadejos, chanchas brujas, carretas nahuas, mocuanas, padre sin cabeza,
              entre una buena cantidad de seres de los mitología nicaragüense tanto
              urbana como rural.

              También dentro de la procesión, los participantes se disfrazan de
              personajes diabólicos como brujas y diablitos, los cuales son normalmente
              representados por niños con largas túnicas negras y caras terroríficas.
              Entre más estrafalario va el personaje, mejor.

              Pero junto a esas manifestaciones que ponían como seres malignos a los
              dominadores, y cuyas tradiciones subsisten, también es llevada en
              hombros la imagen de San Jerónimo, que de acuerdo a la tradición
              sustituyó a la de la Virgen de la Asunción, que era la patrona de Masaya.

              San Jerónimo era bochinchero, la Virgen no. El bochinche va con la
              manera de ser de los masayas y a San Jerónimo, que va en su peaña, lo
              podían bailar un grupo de personas que van guardando un precario
              equilibrio bajo la influencia de licor blanco o chicha de maíz.

              CARNAVAL ES UNA MUESTRA DE SINCRETISMO CULTURAL

              Ese sincretismo cultural, místico-religioso, cristiano y pagano, ha tenido sin
              embargo influencias poco gratas a los folkloristas, como la aparición de
              máscaras de Drácula, o de seres diabólicos extraídos de fiestas como la
              Hallowen, que nada tienen que ver con nuestras raíces.

              Doña Felipita Cermeño advierte que la lucha actualmente es por preservar
              lo original, lo tradicional y que en ese sentido la Casa de la Cultura de
              Masaya conversa con los organizadores para evitar una invasión de
              expresiones culturales foráneas.

              Los Torovenados en realidad culminan con tres meses de festividades de
              Masaya, la ciudad con fiestas más largas del país, y cuya última expresión
              anual son los bailes folklóricos que se desarrollarán este fin de semana.

NOTAS DE PRENSA
   DEL PRESIDENTE
 

Managua, 02 de Septiembre de 2003 

 

PRESIDENTE BOLAÑOS INAUGURA OBRAS DE RESTAURACIÓN DE LA BASÍLICA NUESTRA SEÑORA DE LA ASUNCIÓN DE MASAYA 

La obras de restauración de la Basílica de Nuestra Señora de La Asunción de Masaya fueron inauguradas en acto solemne este martes por el Presidente de la República, Ing. Enrique Bolaños, la Primera Dama, Señora Lila T. Abaunza de Bolaños, el Cardenal Miguel Obando y Bravo y el Señor Nuncio Apostólico, Monseñor Jean Paul Gobel, en presencia de representantes de los Poderes de Estado y habitantes de la ciudad. 

En sus palabras de agradecimiento, el Presidente Bolaños explicó que la Basílica es el único monumento que queda del legado de la Colonia en Masaya y recordó que mucha de la vida e historia de las familias de la ciudad “está inscrita en la memoria de estas paredes, de estos altares, de la pila bautismal, de los confesionarios ahora casi silenciosos… “. 

El Mandatario señaló además que “la historia está muda” acerca de la fecha exacta de la edificación del Templo, sin embargo, dijo que “en los ricos y ya bien envejecidos folios y tomos de registros de bautizos, de bodas y defunciones que lleva esta Parroquia, consta que el Cura más antiguo por el Real Patronato del Pueblo de Masaya, lo era el Presbítero Don Justo Carrión y Casco y que uno de los primeros registros de agosto 20 de 1784, nos dice pues, que esta iglesia tiene por lo menos 219 años de existencia”. 

El Presidente se refirió también al patrimonio histórico y cultural que representan las imágenes de la Virgen de La Asunción, del Sagrado Corazón de Jesús, de María Auxiliadora y del Cristo del Santo Sepulcro, que datan desde la Colonia y “son de las más bellas que existen en Nicaragua”, así como el altar mayor del templo, que todavía adorna el presbiterio, el cual fue diseñado en plata repujada. 

El Mandatario recordó los embates del terremoto que sacudió Masaya el siete de julio del 2000, fenómeno que afectó seriamente al templo. En este sentido, recordó la gestión de su esposa ante el entonces Embajador de España en Nicaragua, Señor Carlos Díaz Valcárcel, para que su ilustrado gobierno le ayudara con esta noble causa con un poco más del 70% de los costos de la restauración, idea recogida con entusiasmo por su sucesor, el Embajador Ignacio Matellanes. 

El Presidente Bolaños agradeció al Comité de Damas encargado de recaudar fondos para la reconstrucción del templo, a los grandes donantes, así como al señor Justo Cárdenas, tesorero de la obra, los arquitectos Javier Velazco y Mario Rodríguez, los alumnos de la Escuela Taller de Masaya, los artistas Norma Elena Gadea y Carlos Mejía Godoy y los de Palacagüina,”en fin, a todos los que de una u otra forma aportaron su grano de arena para hacer este sueño realidad”. 

“Vaya para el Gobierno y Reino de España, el profundo y fraterno reconocimiento del pueblo y del Gobierno de Nicaragua que tengo el honor de presidir, así como el imperecedero agradecimiento del pueblo de Masaya al cuál tengo el orgullo de pertenecer”, expresó el Presidente. 

La inauguración de las obras de restauración del templo, según explicó el Presidente Bolaños, se realizó de feliz coincidencia, con la fecha de celebración del 164 aniversario de que Masaya fuera elevada al rango de ciudad, por Ley de la República, aprobada por ambas Cámaras y sancionada por el Jefe de Estado don Joaquín de Cosío en 1839. 

Notas de Prensa 

.Los principales son:
1) Parroquias: a) Templo Parroquial de la Asunción
   Templo Parroquial de San Jerónimo
   Ermita de San Juan
   Ermita de Magdalena
   Ermita de San Sebastián
   Ermita de San Miguel
   Ermita de El Calvario

internet: Eduardo Manfut P  Mayo 2000 revisada Octubre 2008 y la última en del Mayo 2009